viernes, 29 de junio de 2012

Desmontando a Estivill: afortunadamente en la prehistoria no existía su libro

Aprovechando que hoy se celebra en la blogosfera el Día Mundial del Sueño Feliz, mi chiquitín está con los dientes y ha querido que mamá y papá estuviesen despiertos media noche, y mi mayor y sus esfínteres han hecho que mamá madrugue (papá se va antes todavía) y que esta entrada que yo quería que fuese temprana se haya retrasado hasta la siesta que, por supuesto, también es en compañía.


Sueños felices de mi mayor
Como ya comenté en una entrada anterior, para nosotros el colecho ha supuesto un método de supervivencia, no me imagino cómo estaría mi cuerpo levantándome cada hora/ dos horas para alimentar a mi bebé, así él no se despierta casi nunca y yo estoy tumbada y muchas veces le doy el pecho sin casi despertarme.


Cuando la gente se entera de que nuestros hijos duermen con nosotros, se llevan las manos a la cabeza y ya nos toca oir la retahila de "no van a querer salir" (por supuesto ¿no os he comentado que tengo intención de colechar con las parejas de mis hijos?),  "no vais a tener vida sexual" (claro, el segundo nació en una maceta), "están enmadrados" (casualmente si están enabuelados o envecinados no existe mayor problema) y así hasta el infinito. Y yo lo que me pregunto es ¿desde cuándo se ha vuelto la humanidad tan imbécil?, porque, pese a no ser antropóloga ni historiadora, con la culturilla general que me da el poseer una Licenciatura en Farmacia, que yo sepa desde la antigüedad hasta hace bien poco no había tantos problemas ni tantas memeces a la hora de dormir/alimentar a los hijos. Desde la Prehistoria, por cuestiones de espacio, supervivencia y lógica, lo natural era dormir todos juntos. Y, me van a perdonar los "entendidos del sueño" pero hasta nuestros días hemos llegado, porque con el puñetero metodito de marras la humanidad se hubiese extinguido en dos telediarios (y de los cortos).

Sueños felices de mi pequeño

Es cierto que hoy en día a nuestros hijos en sus preciosísimas habitaciones, no se los va a comer ningún animal, pero ellos no lo saben, son mamíferos y su corteza cerebral se va desarrollando poco a poco y llega un día que ya no nos necesitan para dormir (ni para comer, ni para nada). Yo he dormido mal toda la vida porque soy de poco dormir y mis padres se han chupado contarme 200 cuentos, 38 vasos de agua y lo que hacía falta y, cuando ha llegado el momento ya no me ha hecho falta (os aseguro que con 15 años dormía toda la noche sin necesidad de que me contasen cuentos). 

Estoy hablando del colecho porque es lo que se ha hecho desde el principio de los tiempos, pero hay niños que duermen felices en sus habitaciones porque su sueño ha madurado y es igual de válido. Lo que no está bien es dejar llorar a tu hijo y menos aún porque te lo diga un supuesto experto que se llena los bolsillos a costa de los miedos de los padres..

Desatender el llanto de un bebé es igual que desatender el llanto de un adulto, una barbaridad. A mi, personalmente (en mi calidad de madre con psicopatología por no gustarme el método Ferber/Estivill/cualquier otro) no me gusta que no me hagan caso cuando me pasa algo, por eso atiendo el llanto de mis hijos igual que el de mis seres queridos e, incluso el de los extraños (lo se, estoy fatal).

Yo creo que el problema está en que nos hemos acostumbrado a vivir muy bien y queremos seguir haciéndolo caiga quien caiga. Porque a mi, la gente que me recomienda que deje llorar a mis hijos, que se acostumbren a dormir solos, me lo dice por mi bien, porque ellos lo han hecho y vuelven a tener vida de solteros y claro, yo es que no estoy soltera y soy madre y lo soy porque he querido serlo y con todas sus consecuencias.


No se, simplemente no hagamos caso a quien pretende hacernos creer que nuestros hijos nos manipulan porque se lucran con ello. Nuestros hijos solo nos tienen a nosotros para protegerlos, hagamos felices sus sueños con la esperanza de que el día de mañana se les cumplan todos.



Compartiendo sueños

Y como no hay nada mejor que las imágenes (y si son con buena música mejor), desde Red Canguro, vemos la siesta del bebé:



En el blog de La Gallina Pintadita (que escribe mucho mejor que yo) he encontrado esta lista con documentación acerca del sueño y el llanto de los bebés:

Porqué sin llorar. Porqué es un error el método Estivill http://www.dormirsinllorar.com/pq.html
"La criatura que duerme sola es una novedad histórica", del antropólogo norteamericano James McKenna:
Ibone Olza: http://iboneolza.wordpress.com/2012/06/06/desmontando-a-estivill/ (que dio título al hashtag que usaremos)
Ibone Olza: Dormid con ellos (receta de psiquiatra infantil)
-Reflexiones sobre el Método Estivill, por Rosa Jové 
Firmada por varios médicos, pedagogos y profesionales: Declaración sobre el llanto de los bebés
El método Estivill: el último eslabón de una larga cadena de doctrinas hostiles a la infancia, por psicoterapeuta Juan Campos
Nárvaez, Darcia: Los peligros de dejar llorar al bebé
Por qué no hay que aplicar el método Estivill, de Nace una mamá
Leslie Power Labbé, psicóloga clínica: El sueño de nuestros hijos y la intimidad de pareja
Leslie Power Labbé y F. Montedonico, psicólogas: Sobre los métodos para enseñar a dormir a los niños
Ramón Soler:  - Bebés y métodos conductistas de aprendizaje (I): la semilla de la violencia
- Bebés y métodos conductistas de aprendizaje (II): Violencia permitida
- Terapia para el Sr. Estivill. http://www.mentelibre.es/?p=1304
- El colecho reactivo, la nueva sandez del amigo de Estivill.
Estivill delira..., por Tenemos Tetas
Hay que vencer al miedo, de Ser Mamás
Pediatría con sentido común... de Para el bebé
Sobre el "sentido común" de algunos de nuestros pediatras, de Reeducando a mamá
Mi carta al señor Estivill, el señor que vende malos sueños, de Mimos y Teta
El 80% de los niños duerme en compañía, de Bebés y Más.
Artículos sobre sueño infantil y colecho, en Crianza Natural
Sobre el colecho, en El Arte de Criar
El sueño infantil, mitos y realidades, en Dormir sin llorar.
Por qué los niños se despiertan por la noche, de Carlos Glez, en Holistika
Qué puedo hacer para que mi bebé despierte menos durante la noche, por Ana Charfén, ICBLC http://cozybebe.blogspot.fr/2009/12/que-puedo-hacer-para-que-despierte.html
El método Maridill, por Dra. Pastelina
Loca de atar, de en minúsculas
El sueño infantil y el bienestar de nuestros hijos
EDUARDO ESTIVILL: "existen investigaciones muy serias sobre las mamás que están en contra de estas ideas y la mayoría presentan una psicopatología en su forma de ser", por María Berrozpe, http://reeducandoamama.blogspot.com.es/2012/05/eduardo-estivill-existen.html
SOBRE LAS AGUDAS RESPUESTAS DEL DOCTOR ESTIVILL CUANDO SE LE PREGUNTA SOBRE EL COLECHO, Por María Berrozpe, http://reeducandoamama.blogspot.com.es/2012/02/sobre-las-agudas-respuestas-del-doctor.html
Crítica al libro "Duérmete, niño" del Dr. Estivill, de la Asociación Primal, http://www.primal.es/infancia/articulos/angel1.html
Perspectiva de una estudiante: Trastornos del sueño http://perspectivadeunaestudiante.blogspot.com.es/2012/02/trastornos-del-sueno.html 
El blog alternativo: Método Ferber, testimonio de unos padres arrepentidos http://www.elblogalternativo.com/2008/12/10/metodo-ferber-testimonio-de-unos-padres-arrepentidos
Amor Maternal: Métodos de adiestramiento del Sueño: http://www.amormaternal.com/2011/02/claire-verity-king-ferber-estivill.html 
Lactando Amando: Duérmete, niño, duérmete ya, que viene Estivill y te dormirá http://lactandoamando.blogspot.com.es/2011/06/duermete-nino-duermete-ya-que-viene.html
Amor Maternal: Métodos de adiestramiento para el Sueño http://www.amormaternal.com/2011/02/claire-verity-king-ferber-estivill.html
Dormir sin Llorar, varios artículos:
Desmontemos a este vil Estivill:
Programa de Buenafuente:
Lactando Amando: Nuestro colecho y de como nuestro hijo decidió dormir solo.
29 de Junio: Día Mundial del Sueño Feliz:
EN INGLES:  
ISIS ON LINE, Información para padres y profesionales sobre el sueño infantil. http://www.isisonline.org.uk/
El antropólogo Desmond Morris contra los "brutales" libros de cuidados para niños:  http://www.guardian.co.uk/society/2008/sep/07/children.family
Varios artículos de James McKenna sobre sueño infantil y colecho:  http://www.naturalchild.org/james_mckenna/

jueves, 28 de junio de 2012

La frase de tu vida

El otro día recibí esta propuesta desde el blog de una terapeuta temprana. Se trata de una bonita iniciativa creada por Débora del blog A latidos. Hay que buscar una frase que nos guste, explicar el porque y pedirle a otros cinco blogs que compartan la frase que les llene a ellos.
La verdad es que hay muchísimas frases que me gustan, muchas con las que me identifico, pero desde que soy madre, me fijo mucho más en aquellas relativas a la infancia y leí una de Jean Jacques Rousseau que me gustó mucho por la gran verdad que encierra. La he tenido que buscar porque no la recordaba literalmente (las neuronas ya me fallan):

La infancia tiene sus propias maneras de ver, pensar y sentir; nada hay más insensato que intentar sustituirlas por las nuestras.

Y es que es cierto que muchas veces se intenta que los niños hagan las mismas csas que los adultos y así pasa, cada vez la infancia es más corta. Dejemos que los niños sean niños y adaptémonos a ellos, seguro que seremos todos mucho más felices.

 
Y ahora me encantaría saber cuál es la frase que inspira a


Gracias por dejarme formar parte de este reto.

miércoles, 27 de junio de 2012

martes, 26 de junio de 2012

Nosotros colechamos

Cuando tuvimos a nuestro hijo mayor teníamos muy claro que, como decían los especialistas y como habíamos visto en nuestro entorno, a los 4 meses íbamos a llevarle a su preciosa habitación. También nos habían dicho que nuestro bebé necesitaría un muñeco de consuelo y que sería una catástrofe de dimensiones apocalípticas si lo perdía, así que mi marido y yo como dos buenos padres primerizos, le compramos a nuestro bebé 5 muñecos de consuelo todos iguales para que no hubiera problemas. También nos recomendaron el famoso libro del que todo el mundo habla para enseñar a sus hijos a dormir y que paso de publicitar, pero ese afortunadamente no nos lo compramos.
Nació nuestro bebé por cesárea y la primera noche la pasó solo (creo que fue la noche más larga de mi vida) y, después de un fracaso en la lactancia (que da para varias entradas), nos encontramos con un bebé que dormía y comía menos de lo que mandaban los cánones y mi marido y yo nos preguntábamos qué estábamos haciendo mal, por qué nuestro bebé no aguantaba dormido nada y prefería estar en brazos, ay madreeeee, que se nos iba a malacostumbrar, que ya se sabe que los niños son muy listos y enseguida te toman el pelo.
Con unas ojeras horrorosas y echos polvo quiso el destino que entrásemos en una librería y viésemos un libro que nos llamó la atención , se llamaba "Bésame Mucho" y era de un tal Dr. Carlos González y otro que se llamaba la "Crianza Feliz" y era de una tal Dra. Rosa Jové, nos los compramos y según los íbamos leyendo se nos iba quitando un peso de encima, nuestro bebé era normal, no era raro, no lo estábamos haciendo mal.
A partir de ese momento, jamás volvimos a intentar nada que fuese en contra de nuestro instinto como padres y en contra de lo que quería nuestro hijo. Nuestro peque ha dormido en su habitación dos siestas (porque él ha querido) y los cinco muñecos de consuelo están desperdigados por la casa.
P. tiene casi 3 años y sigue durmiendo con nosotros, así como su hermano A. de 14 meses. Es maravilloso verles dormir, consolarles casi sin tener que moverte y despertarte a la vez con un manotazo cariñoso en la cara o una "ligera" patadita en los riñones.
Me tranquiliza notar su respiración, saber que están bien y, sobre todo, que saben que estamos ahí para lo que quieran, para lo que necesiten. En algún momento querrán ser ellos los que duerman sólos, compartir confidencias y risas sin que estemos con ellos y os puedo asegurar que será maravilloso volver a dormir abrazada a mi marido pero echaré de menos esos momentos.
Gracias a que mi peque no se conformó con lo que era normal hemos descubierto otro modo de crianza, hemos aprendido con él y de él y ahora, con su hermano, seguimos aprendiendo. Hemos conocido gente maravillosa con la que compartir la crianza de nuestros hijos y seguimos conociendo, unas veces virtualmente y otras en persona.
A nosotros nos va bien así y es lo que nos importa. Y aprovechando el tema colecho, os pongo unas imágenes del kamasutra del colecho que he visto en algunos blogs y me han gustado mucho.


Recordad que el 29 de Junio es el Día Mundial de Sueño Feliz (hashtag #desmontandoaEstivill). Llenemos la blogosfera de sueños felices para librarnos de las pesadillas mediáticas.

lunes, 25 de junio de 2012

29 de Junio: Día Mundial del Sueño Feliz

Anoche, mientras daba un repaso a los blogs que sigo, me enteré de esta iniciativa gracias al blog de mi comadre Mi cucolinet y aunque no tengo facebook ni twitter (los tendría muyyyyyyyyyyyyyy abandonados), si que tengo unas maravillosas experiencias compartiendo sueño y despertares con mis peques, así que me sumo a esta corriente con mi pequeño blog y espero que sirva para que más madres y padres sigan sus instintos y no dejen llorar a sus bebés mientras "consejeros especialistas" continúan lucrándose gracias al sufrimiento de aquellos a quienes tenemos que proteger. Os dejo la información:

La blogosfera maternal y paternal ha creado una iniciativa para que todos compartamos nuestras experiencias de sueño feliz con nuestros hijos.

Se ha creado un grupo de Facebook, llamado Día Mundial del Sueño Feliz, y también un evento, dónde se explica cuál es la iniciativa.

Se trata de realizar una acción de choque el próximo 29 de junio en las redes sociales.

Queremos que el hashtag #desmontandoaEstivill se convierta en trend topic en Twitter y que blogs, páginas y perfiles de Facebook se llenen de mensajes a favor del Sueño Feliz.

Para ello, las acciones son las siguientes:
- Súmate al grupo del Facebook o al evento.
-Si eres bloguera o bloguero, anuncia ya este evento en tu blog. Especifica que el hashtag #desmontandoaEstivill solo hay que usarlo el día 29 en Twitter. Haz un post ahora anunciándolo y publica otro post el 29 contando tu experiencia de sueño feliz
-El día 29 (y nunca antes) comparte todos los artículos, citas, testimonios que quieras sobre sueño feliz acompañando a tu hijo, a través de tu perfil o tu página de Facebook, y a través de Twitter. 
-El día 29 (y nunca antes) tuitea y retuitea todas las razones que tienes para acompañar a tu hijo a dormir, todos los argumentos científicos que encuentres, todas las ideas que quieras, bajo el hashtag #desmontandoaEstivill.
Si quieres material para sacar tus ideas y para compartir, aquí tienes unos cuantos artículos muy útiles: 

Desmontando a Estivill, por la psiquiatra Ibone Olza.
Firmada por varios médicos, pedagogos y profesionales: Declaración sobre el llanto de los bebés.
Estivill delira..., por Tenemos Tetas.
Hay que vencer al miedo, de Ser Mamás.
Artículos sobre sueño infantil y colecho, en Crianza Natural.
Sobre el colecho, en El Arte de Criar.
Por qué los niños se despiertan por la noche, de Carlos Glez, en Holistika.
El método Maridill, por Dra. Pastelina.



domingo, 24 de junio de 2012

¿Qué estamos haciendo? Paloma Lerma

Revisando post referentes a la lactancia materna en algunos de mis blogs preferidos, he encontrado este artículo en el blog Criando amando. Os lo transcribo de manera literal, podéis leer el original aquí.

"¿Qué estamos haciendo?"- Paloma Lerma

Vía: Red IBFAN de América Latina y Caribe

Reproduzco un artículo de opinión de Paloma Lerma, coordinadora de la Red IBFAN en México y miembro del Comité de Políticas.


Ante nuestros ojos la ignorancia y la negligencia médica enferma a nuestros hijos o nietos y disminuye sus capacidades de desarrollo físico y mental... ¡Y además pagamos fuertes sumas de dinero por ello! ¿En qué momento de la historia nuestra superioridad evolutiva se detuvo y nos envió a la etapa réptil en la que las crías parecen depender poco de las madres y es el azar y el medio ambiente quien determina la suerte de supervivencia que tendrán para llegar a la edad adulta...?

Léase las tortuguitas que después de nacidas deben correr por si solas para llegar al mar rogando que las aves marinas no se las coman por el camino... De igual modo los bebés dependen cada vez menos del calor y del alimento materno..., abandonados a su suerte bajo las indicaciones erráticas y poco exitosas de los pediatras y otros facultativos, recetando fórmulas infantiles y los consiguientes medicamentos que minimicen los cólicos e indigestión que éstas producen... ¿y esto por qué? pues por la simple razón de que en algún momento, a las mujeres se nos olvidó que durante los 250 mil años que llevamos como especie sobre la tierra alimentamos exitosamente a nuestras crías con la leche materna, no importando si vivíamos en la choza más humilde o en la más sofisticada mansión... hasta que llegaron las compañías de fórmulas y biberones y nos lavaron el cerebro...

Últimamente se han hecho cientos de estudios para demostrar que la leche materna es excelente y para mi gusto se ha tirado el dinero en demostrar algo que es obvio: ¿dónde estaría la humanidad si la lactancia materna no hubiera sido excelente?... ¡pues en ningún lado!, nos habríamos extinguido si para alimentar a los recién nacidos, desde la era de las cavernas, hubiésemos necesitado a los sesudos profesionales que hoy en día norman la nutrición infantil hospitalaria (bastante desastrosamente por cierto)...

¿En qué cabeza cabe la idea de que hay que separar al recién nacido de la madre para que ésta descanse? Amamantar a un recién nacido no es cansado...Cansado es pasar noches y noches en vela porque la formula “no le cae”..., cansado es llevarlo al hospital porque tiene diarrea, o estreñimiento o alergias y peor aún de cansado y agotador es haber criado a un niño con nuestro mejor esfuerzo y dinero y tener como resultado un pequeño con sobrepeso u obeso..., con problemas de atención en la escuela...

Estamos siendo víctimas del peor timo de la historia. Del fraude multimillonario más escandaloso que será la vergüenza de nuestros nietos cuando salga a luz nuestra candidez e irresponsabilidad... y todavía estaremos vivos para que las mejillas se nos pongan coloradas y sepamos que será inútil pedir perdón pues el daño estará hecho...




El 98% de las madres podemos amamantar exitosamente a nuestros hijos sin necesidad de nada especial... basta la seguridad y la confianza de que podemos lograrlo y que nos dejen hacernos cargo de nuestros hijos desde el momento en que nacen... así de fácil...

Nuestra leche siempre es buena y si necesitamos comer bien es para estar fuertes y saludables porque la leche siempre es excelente, y para muestra basta asomarse a los países más pobres y explotados de la tierra y ver a los bebés pequeños gorditos y sanos mamando de sus famélicas madres...

Es sorprendente que las madres nos dejemos engañar por tanta tontería de amamantar con un reloj
pegado a la teta... las mujeres (ricas) no empezaron a llevar relojes hasta mediados del siglo XIX y eran
las menos... si hubiera que medirle el tiempo a las tetadas ¿qué hubieran hecho las mayas, las babilonias, las arameas? ¿Poner palitos en la tierra y observar el paso del sol... o contar granitos de arena... 11mil quinientos granitos de arena de cada lado...?

Ahora bien, ¿no es más sorprendente que los médicos, las enfermeras y demás profesionales del área de ciencias de la salud, que se supone han estudiado muchos años para obtener sus títulos de licenciatura, especialidades, maestrías y doctorados... no se den cuenta de que a ellos también les están tomando el pelo?
¿De dónde carambas sacaban las madres cavernícolas la formula de inicio, la deslactosada, la hidrolizada, la de soya, y en que punta de qué árbol iban a comprar la ranitidina, la dimeticona, la domperidona y demás “inas” y “onas” para calmar los desordenes gástricos de sus bebés...?

Los grandes sabios de la humanidad, precursores de cualquier inventor nacido antes del siglo XX fueron
seguramente amamantados y no 6 meses, sino dos o tres años que es lo normal, lo sano y lo adecuado
desde el punto de vista nutricional, psicológico, ético, moral, económico y social... No necesitaron ninguna
de las “maravillas tecnológicas” alimenticias actuales para ser brillantes...

Resulta aberrante forzar a las madres ya sea por intereses personales, por ignorancia, por costumbre o por necedad, a usar un producto riesgoso, caro y de baja calidad comparado con la leche materna, haciéndoles creer que ellas y su leche no son buenas para sus bebés y no porque la leche materna sea mala, que todos repiten como pericos que “la leche materna es lo mejor”, sino porque su paciente, esa a la que no le tocó la extraña suerte de pegarse al bebé en la teta y a pesar de las recomendaciones médicas, amamantar bien, esa mujer que tienen delante con un bebé que berrea de hambre no sirve para dar pecho...(¿?????????)

La triste realidad es que el que no sirve para evitar procedimientos que dificulten la lactancia y para resolver los problemas y las dificultades que se les presentan a las madres y a sus bebés es él... o ella: pediatra, neonatólogo(a), ginecólogo(a), médico general o cualquier otro profesional (con sus honrosas excepciones que si las hay pero escasas desgraciadamente).

¿Pueden creer que un especialista en la atención y el cuidado de los niños no esté capacitado en el manejo clínico de la lactancia materna? ¿Es aceptable que cualquier hospital público o privado dé de alta a una mujer después del nacimiento de su bebé sin haber hecho todo lo posible para que amamante exitosamente?
Y lo más grave ¿Es posible que a nadie le importe cuando existe en México una Norma Oficial Mexicana que los obliga a promover y proteger la lactancia materna?

(NOM-007-SSA2-1993, Atención de la mujer durante el embarazo, parto y puerperio y
del recién nacido. Criterios y procedimientos para la prestación del servicio), que a la letra
dice: “Esta Norma es de observancia obligatoria para todo el personal de salud en las unidades de salud
de los sectores público, social y privado a nivel nacional, que brindan atención a mujeres embarazadas,
parturientas, puérperas y a los recién nacidos” y que indica, entre otras especificaciones:
“5.6.4 En el recién nacido debe eliminarse como práctica rutinaria y sólo por indicación médica realizarse la aspiración de secreciones por sonda, lavado gástrico, ayuno, administración de soluciones glucosadas, agua o fórmula láctea, el uso de biberón y la separación madre hijo.
5.7 Protección y fomento de la lactancia materna exclusiva
5.7.1 Toda unidad médica de atención obstétrica deberá tener criterios y procedimientos para la protección
y fomento de la lactancia materna exclusiva, atendiendo las condiciones sociales, culturales y laborales de la mujer lactante.
5.7.2 Estos criterios y procedimientos deben ser la base para la capacitación del personal e información a
las madres.
5.7.3 Toda unidad de atención médica deberá tener criterios y procedimientos para el alojamiento conjunto del recién nacido normal y la madre, durante su permanencia en ésta.
5.7.5 Las unidades médicas deben ofrecer las condiciones para que las madres puedan practicar la
lactancia materna exclusiva, excepto en casos médicamente justificados. Deberá informarse diariamente a embarazadas y puérperas acerca de los beneficios de la lactancia materna exclusiva y los riesgos derivados del uso del biberón y leches industrializadas.
5.7.6 En las unidades médicas, no se permite la distribución gratuita y la promoción de sucedáneos de la
leche materna.
5.7.7 En las unidades de salud, no se emplearán representantes de servicios profesionales, de enfermeras de maternidad o personal análogo remunerado por los fabricantes o los distribuidores de los productos lácteos.
5.7.8 Los fabricantes o distribuidores de sucedáneos de la leche materna no ofrecerán incentivos financieros o materiales al personal de las unidades de salud con el propósito de promover sus productos.
5.7.9 Queda sujeta la entrega y/o indicación de sucedáneos de la leche materna a menores de cuatro
meses, únicamente bajo prescripción médica y con justificación por escrito, en las unidades de atención de parto y en las de consulta externa.
5.8.3 Se debe promover que el recién nacido de bajo peso sea alimentado con leche materna y la creación
de "bancos de leche" materna en las instituciones donde se hospitalizan niños de pretérmino que no pueden ser alimentados por la madre.”

Y más grave aún, que a pesar de que la norma especifica que: “La vigilancia de la aplicación de esta Norma corresponde a la Secretaría de Salud y a los Gobiernos de las Entidades Federativas, en sus respectivosámbitos de competencia”, la Secretaría de Salud no haga un esfuerzo serio y efectivo, más allá del discurso demagógico y de los cursos para profesionales pagados por las mismas compañías que fabrican las fórmulas.

Algunos profesionales, que en el pasado estuvieron comprometidos fuertemente con la promoción de la
lactancia materna, siguen abogando por ella, pero al no estar actualizados repiten errores que hoy no son
aceptables... porque no ayudan a las mujeres a amamantar exitosamente

¿Qué hacemos? Cómo padres, como familiares y amigos de las mujeres embarazadas, como profesionales de la salud, como defensores de los derechos de las mujeres, de los niños, de los consumidores...
¿Seguimos asistiendo pasivamente a deterioro físico y mental de los hombres y las mujeres del futuro que deberán superar una infancia de malnutrición sin alcanzar el desarrollo óptimo de su cerebro porque no nos da la gana de abrir los ojos y decir basta...?

¿Qué pena mereceremos como cómplices de este crimen imprudencial contra el ser más desvalido
y desprotegido, el que no tiene voz para exigir sus derechos, el que acepta pasivamente que los
profesionales de la salud experimenten con su cuerpo frágil en proceso de maduración, para que
unos pocos multimillonarios engorden un poco más sus ya de por sí abultadas cuentas bancarias...? Las fórmulas infantiles son un medicamento de emergencia para los escasos niños que no pueden ser
criados por sus madres, o con la leche de otras madres... son productos en proceso de experimentación
cuyo ratón de laboratorio son nuestros pequeños hijos, que han de pasar de una a otra hasta que
le “atinen” con la menos peor...

Ya casi no podemos parir de manera natural y nos sacan a los hijos, bajo cualquier pretexto, antes
de tiempo, con los riesgos que supone interrumpir la gestación sin una razón justificada ética y
científicamente... y estamos tan confundidas que algunas mujeres hasta piden y prefieren que les hagan
una cesárea por que el parto les da miedo... (Si supieran los riesgos reales que implica una cesárea para
ellas y para sus bebés se horrorizarían realmente)...

Estamos dejando de ser mamíferos por que los senos sólo sirven para anunciar ropa y aceites para
coches... con los enormes riesgos que supone para la madre y para el bebé el interrumpir el proceso
natural de la lactancia: para los niños implica aumentar el riesgo de enfermarse leve o gravemente de
infecciones intestinales y respiratorias, de desnutrición, de alergias, de obesidad y de no poder desarrollarse neurológicamente de manera óptima... para las mujeres, aumentar el riesgo de cáncer mamario, de obesidad, de anemia y para la familia entera, una sangría económica imperdonable...

Las fórmulas en polvo ni siquiera están esterilizadas y todos los médicos tienen la obligación de saber que pueden contener enterobacterias que pueden causar enfermedades graves y la muerte en bebés muy
pequeños o prematuros, porque desde 2002 les hicieron llegar una carta de la SSA advirtiéndoles de ello...
El reflujo fisiológico es una enfermedad ficticia que se han inventado para asustarnos y vender fórmulas
especiales...

La ignorancia médica se cura en 12 meses, asociaciones como LacMater IBFANMéx, A.C. ofrecen un
diplomado serio, actualizado permanentemente y en español, para que se actualicen en el manejo clínico
de la lactancia y ofrece incluso becas del 50% y 100% a aquellos profesionistas que demuestren que no
pueden cubrir su costo. La ignorancia materna y paterna se cura buscando información ética y actualizada en las fuentes adecuadas: en México está, además de LacMater IBFANMéx, La Liga de La leche, el blog para madres Criando creando y otros grupos que promueven la lactancia, a los que las madres deben de preguntar si se han actualizado...

LacMater ofrece la oportunidad, a cualquiera que da asesoría o asistencia sobre lactancia a las madres, de hacer un examen gratuito para comprobar sus conocimientos... y si no lo pasan, lo recomendable es que tomen el diplomado... Un consejo equivocado con cara de bueno hace más daño que uno malo... pues confunde e impide que se busque otra opinión a tiempo...

Cada minuto nacen en México 4 niños, de los cuales solo el 20% seguirá siendo amamantado
exclusivamente cuando cumpla tres meses de edad, el restante 80% ya no obtendrá los beneficios de la
lactancia exclusiva hasta el sexto mes, ni mucho menos los de la lactancia complementada con alimentos
sólidos hasta los dos años o más... a menos que tú, quien quiera que seas o a lo que te dediques, invites a las madres embarazadas que conoces a buscar información oportuna y adecuada... ellas se encargarán de exigirles a sus médicos la atención que se merecen...

Este teléfono y este correo electrónico pueden ayudar a los bebés de tu familia o de tus amigos o conocidos a crecer más sanamente: Asesoría profesional a las madres embarazadas
LacMater IBFANMéx, A.C. http://www.lacmater.org.mx/ Tel 55 34 89 23 en el D.F. lacmater@gmail.com
Paloma Lerma

Por lo demás, hemos tenido un fin de semana ajetreadillo y varios días con los peques malos, así que espero no haberme perdido demasiadas cosas de vuestros blogs. Voy a ponerme al día. 

miércoles, 20 de junio de 2012

Gracias por estar ahí

Después de pasar una noche (más) movidita y sin dormir en exceso, me he encontrado con una maravillosa sorpresa ¡Mi primer premio!, viene de la mano de una madre genial, compañera cangura que tiene un blog casi tan precioso como su maravillosa familia, se trata de Irene del blog Casa en construcción.
No me esperaba ningún premio debido a mi escaso tiempo en la blogosfera y a que, realmente es muy difícil meter mi blog en una única categoría (por aquello del millón de aficiones), así que me ha hecho muchíiiiiiiiiiiiiiiiisima ilusión ¡Gracias Irene!.
No conozco mucho las normas acerca de la recepción de premios, así que voy a hacer lo mismo que ha hecho Irene, contestar a las preguntas y pasárselo a 3 blogs.
Las repuestas a las preguntas:

Un libro que aconsejo: Buf ¿sólo uno?, creo que no he tenido más libros pendientes para leer en toda mi vida, justo cuando tengo menos tiempo. El libro que aconsejo a mis amigas que van a ser mamás es la trilogía de Carlos Gonzalez "Comer, amar, mamar" que incluye sus libros "Mi niño no me come", "Bésame mucho" y "Un regalo para toda la vida", creo que es un buen inicio para criar a tus hijos con el instinto y no con normas ajenas. "Bésame mucho" es el primer libro que nos leimos nosotros como padres cuando nuestro hijo mayor tenía apenas un mes y me habría encantado leérmelo antes porque pasamos de hacer caso a los "entendidos" del entorno a hacer caso a nuestro bebé. "Mi niño no me come" es el libro que me ayuda a no sentir pánico cuando veo las ínfimas cantidades de comida que ingiere mi hijo mayor. "Un regalo para toda la vida" me parece muy útil para encontrar información veraz acerca de la lactancia materna.
Bueno, después de este rollo, pasamos a la siguiente pregunta.

Un juguete, juego, o actividad que no falta: a mis peques lo que más les gusta es estar encima de nosotros, así que actividades que lleven implícito el hecho de me tiro encima de mamá/papá, son un éxito asegurado. Por las noches, antes o después (o antes y después) del baño, me tumbo en la cama y mis peques se tiran encima, es un momento genial (aunque a veces se emocionan en exceso y hay que pararlos antes de que peligre mi integridad física).

Una canción infantil: adoro "Un barquito de cáscara de nuez", creo que es la canción que más veces ha escuchado mi hijo mayor. La he cantado para los hijos de mis amigas, cuando hacía actividades con peques,... me encanta la moraleja de hacer frente a las adversidades con el mejor ánimo posible.


Un buen plan: cualquiera que hagamos los cuatro juntos. Ir a la compra con peques se convierte en una gran aventura.

Una canción: hay muchas canciones que me han acompañado a lo largo de mi vida, pero yo creo que me quedo con dos "Mas de cien mentiras" del gran Joaquín Sabina y "Miracle" que es una canción que le dedicó Celine Dion a su bebé y yo le canto muchas veces a los míos.


Y después de haberos contado algo más sobre mi vida, me toca pasar el premio a tres blogs, tarea ardua y difícil si le echais un vistazo a mi blogroll, pero como tengo que elegir se lo paso a unaterapeutatemprana del blog Una terapeuta temprana porque adora su trabajo y se le nota, porque me enseña muchas cosas y porque siempre está dispuesta a echar una mano si se la necesita, a Suu del blog Construyendo una familia, porque estamos viviendo etapas muy parecidas de la maternidad y me encanta leerla, y a mi comadre cangura Mi Cucolinet del blog Mi Cucolinet que pone tanta pasión en lo que hace que la contagia. Estos son mis nominados, me encantaría poner más gente pero las reglas son las reglas. A Irene, a mis nominados, a mis blogs favoritos y a todos los que me leeis:

¡Gracias por estar ahí!

martes, 19 de junio de 2012

Operación pañal: "el retonno"

Una vez más, mi mayor nos vuelve a demostrar la importancia de respetar sus ritmos. La otra vez, le quitamos el pañal tras habérselo anunciado durante una semana y haberle dicho que cuando llevase un mes sin pañal le compraríamos sus animalitos del mar (no os hacéis una idea de lo que le gustan los animales a mi mayor). Desde que le quitamos el pañal hasta que, por salud mental propia y salud en general del mayor, se lo volvimos a poner, pasó una semana y no hizo más de tres veces en el baño y solo una fue por propia voluntad, el resto fueron de casualidad. La conclusión fue que quería llevar pañal porque su hermano lleva pañal.
Pues bien, siguiendo las recomendaciones de Suu de construyendo una familia le compramos unos libros de dejar el pañal y los estuvimos leyendo con él. La semana pasada, una noche dijo que quería hacer pis en el baño, así que le quitamos el pañal, le pusimos e hizo pis, y desde ese día, se acabó el pañal, así de sencillo y de fácil (ay, cómo nos complicamos la vida los adultos). Hace ya una semana y sólo se le ha escapado dos veces (una encima de mamá y otra encima de papá, que mi mayor es muy equitativo, jejeje) y eso que ha estado bastante malito. El libro en cuestión trae pegatinas que pegamos todas las noches en una cartulina que hemos puesto en el baño, así que, aunque esta ves no le dijimos nada de animales, cuando termine de pegar las pegatinas en la cartulina, vamos a ir con él a que elija sus animalitos del mar.
La verdad es que por un lado me quedo más tranquila ya que en Septiembre empezamos el cole y ya sabéis las prisas que se meten para todo, pero me da vértigo ver el ritmo al que crecen. 
Siento haber tenido el blog un poco abandonado y no haber pasado por los vuestros tanto como me gusta, pero no me ha dado la vida para más. A ver si vuelvo a tener un poco más de tiempo, que también es sano.


miércoles, 13 de junio de 2012

Aprendiendo signos para bebés con A.

Cuando P. era bebé y yo empecé a pasearme por los blogs de maternidad, me encontré con éste interesante post en el blog De Monitos y Risas y a partir de ahí llegué a la página de Cinco deditos. Deciros que me encantó es poco, me quedé totalmente impactada, pero P. tenía ya 9 meses y pensé que era tarde para empezar con él. Cuando nació A., pasado el tiempo de adaptación en el que no podía ni peinarme casi, retomé mi rutina de lectura de blogs y en mis favoritos estaba esperándome, y esta vez si que me lancé, así que me compré el kit y empecé a practicar con A.
No nos aprendemos muchos signos, sólo los que creo que él necesita y vamos ampliando, también los hace P. para él es como un juego y así le involucro también en todas las cosas que se hacen en casa. Os comparto el prólogo, realizado por el psicólogo Ramón Soler, que os puedo asegurar que lo explica mucho mejor que yo.


Imagine que Usted se despierta una mañana ronco, completamente afónico y sin poder pronunciar una palabra. No puede hablar con su pareja ni con el resto de su familia. Cuando necesita algo, no puede pedirlo; cuando quiere comer, no sabe cómo hacerse entender. Les puede escuchar y comprende perfectamente lo que hablan, pero nadie capta lo que quiere decir y, por lo tanto, no pueden ayudarle ni complacerle. La frustración que Usted siente es total. Seguro que, de manera instintiva, se le ocurre hacer gestos con las manos para que puedan entenderle, pero imaginemos que ni siquiera los gestos funcionan y Usted sigue teniendo hambre, quizás la única alternativa que le quede para comunicarse, sea llorar y patalear esperando que los demás se den cuenta de lo que necesita. Por otra parte, los miembros de su familia advierten que le pasa algo, pero, como no pueden comprenderle, ellos también se frustran y no saben cómo resolver la situación.


El escenario que le he descrito le parecerá improbable, irreal e, incluso, absurdo. No obstante, esta situación se da de forma muy parecida cada día en miles de hogares de todo el mundo. No estábamos ante un caso hipotético, estaba recreando los sentimientos y emociones negativas que experimentan muchos bebés en sus primeros meses de vida.


En las últimas décadas, los conocimientos sobre el desarrollo cerebral de los bebés en el embarazo y en los primeros meses de vida han avanzado enormemente. Sabemos, que los bebés, nada más nacer, reconocen la voz de su madre y pueden recordar y reconocer melodías que escuchan durante su etapa uterina. Además, se ha comprobado, que los recién nacidos son capaces de diferenciar palabras pronunciadas en su lengua materna de otras habladas en otros idiomas, e incluso, pueden discernir si una palabra es inventada y carece de significado. Estos y otros muchos descubrimientos nos indican que los bebés tienen una predisposición innata para el lenguaje.

Por otro lado, los psicólogos que nos dedicamos a la Terapia Regresiva, a diario comprobamos en nuestra consulta cómo se puede acceder a los recuerdos de esos primeros momentos de vida (y también del embarazo). Gracias a estas experiencias, sabemos que los bebés son totalmente conscientes de lo que sucede a su alrededor, comprenden las emociones de las personas que le cuidan y sienten plenamente todos los sucesos de su vida.

Desgraciadamente, aún hay mucha gente que piensa en los bebés como meros seres pasivos, sin conciencia. Todavía es habitual eso de "hasta los tres años no se enteran de nada" o "son más divertidos cuando son más mayorcitos, cuando pueden hablar e interactuar". Las limitaciones de comunicación de los bebés se deben únicamente a que su aparato fonador (boca, garganta, etc.) no está todavía preparado. Sin embargo, los bebés están deseando comunicarse y podemos aprovechar sus movimientos de brazos y manos para entender lo que quieren expresar.

Claudia Carter nos presenta un sistema novedoso en España, traído de Estados Unidos, para dotar a los bebés de unas herramientas comunicativas que pueden empezar a utilizar desde que son muy pequeños. Se trata de utilizar la lengua de signos con los bebés de pocos meses para que puedan expresar sus necesidades básicas, sus preferencias y muchas cosas más.

En la primera parte del libro, la autora nos introduce este práctico método para que los bebés aprendan a comunicarse desde pequeñitos. Nos fascinaremos por sus virtudes y descartaremos los falsos prejuicios que nos puedan surgir debidos, más que nada, al desconocimiento. Más adelante, tenemos una extensa colección de signos, ordenados por temas, para que podamos empezar a practicar cuanto antes.


 Poder mirar a los bebés con otros ojos

La capacidad de comunicar hace que apreciemos la inteligencia del otro. Cuando, en la segunda mitad del siglo pasado, veíamos grabaciones de chimpancés o gorilas a los que habían enseñado el lenguaje de signos, todos nos asombramos cuando les veíamos hacer signos para pedir plátano o manzana. A pesar de que estas experiencias han sufrido algunas críticas, no podemos negar que nuestra forma de ver a nuestros parientes cercanos, los primates, cambió para siempre. Ahora somos más consciente de que la línea que nos separa es mucho más estrecha de lo que pensábamos.

La forma en que vemos a nuestros bebés cambiará radicalmente cuando comprobemos que comprenden mucho más de lo que parece y, además, lo pueden expresar. Con este método que nos presenta Claudia Carter, asistiremos en primera fila al asombroso desarrollo de la personalidad y la inteligencia de nuestros hijos.

Los primeros beneficiados de este método serán los propios bebés. Al poder comunicarse, se sienten comprendidos, sus necesidades son rápidamente satisfechas y su frustración se reduce. Asimismo, los padres entenderán mejor a su bebé, conocerán mejor sus gustos y podrán poner medios para evitar situaciones problemáticas. Dotar a los bebés con un lenguaje desde sus primeros meses de vida, facilita que los niños aprendan con prontitud el valor de la comunicación, lo que es una gran ventaja para ellos cuando llegan a edades en las que son habituales las rabietas y los episodios de frustración. De hecho, el paso de ser bebé a ser niño, hacia los dos años, es mucho más suave en niños que pueden expresarse con facilidad. Los padres que aprenden a comunicarse con sus hijos desde que son pequeños comprueban cómo los niños crecen más tranquilos, con un mayor desarrollo del lenguaje y más seguros de sí mismos. 


Mi esperanza es que este libro pueda ayudar a tener niños más felices que crezcan sanos física y emocionalmente para poder contribuir al cambio que necesita nuestra sociedad. Es prioritario que eduquemos en el respeto y la empatía, por nosotros y por un mejor futuro para la humanidad.


Yo no pretendo que mi peque sea más inteligente, pero si por saberse alguno de estos signos puedo evitar que se frustre aunque sea un poco menos, daré por bien empleado este método.

Fuente:
Cinco deditos

martes, 12 de junio de 2012

Teatro para bebés: La eterna soñadora


El sábado por la mañana, aprovechando que no hacía demasiado calor, fuimos al teatro. Entre unas cosas y otras hacía bastante tiempo que no íbamos y ya teníamos ganas de un plan familiar cultural. Esta vez la obra elegida fué La Eterna Soñadora, en La escalera de Jacob.
Se trata del país de los sueños, donde reinala Eterna Soñadora, y hay un niño que se llama el Niño de Lluvia que no quiere dormir y se ha escondido, entonces la Eterna Soñadora tiene que buscarlo.
A mis peques les gustó muchísimo, P. (de casi 3 años) estuvo atento toda la obra y A. (de 13 meses) bailó al son de la música y se lo pasó pipa, tanto que casi no quiso teta en el tiempo que duró. Es una obra cortita, el sonido y la música están muy bien, la iluminación está lograda y la interpretación de la artista es muy buena.
Además, al salir, los peques se pueden hacer fotos con el Niño de LLuvia.


Si estáis por Madrid y queréis hacer algo chulo con vuestros peques (de no más de 4 años, que yo creo que ya se les queda corta) acercaos a La escalera de Jacob y pasar un rato divertido con La Eterna Soñadora y el Niño de LLuvia.

domingo, 10 de junio de 2012

estudio sobre el útero: Documental Vientre de Mujer

Hoy iba a publicar otra entrada, pero una amiga me ha enviado este enlace y quería compartirlo con vosotros. Es del blog Estudio sobre el útero, lo transcribo literalmente, podéis ver el original aquí.

Documental Vientre de Mujer

He tardado algo en volver a publicar porque tenía ganas de contar las cosas a través de la imagen... sobre todo porque es de la imagen del cuerpo de la mujer de lo que quería hablar. Os dejo un cortometraje documental sobre la desaparición del vientre de la mujer de la escena de la moda y de los medios de comunicación. Su título: Vientre de Mujer. 
Espero que nos haga reflexionar, sobre todo ahora que se aproxima el verano. 


"Aparece un nuevo modelo de mujer: extremadamente delgada, adolescente, casi andrógina, con un cuerpo no desarrollado. Son los años sesenta, los años del despertar, de la búsqueda de libertades de la mujer, de cambios de normas y paradigmas. Es señalable que, cuanto más libre se hacía la mujer, tanto más cambiaba su cuerpo hacía lo rectilíneo. Una evidencia de que la libertad y la maternidad no parecían caber en el mismo cuerpo." 

"En el mundo de la moda y el espectáculo (los que marcan las tendencias e imponen modelos), el vientre femenino ha desaparecido. No existe. No está. Podría ser una anécdota sino fuera porque lo que oculta el abultado vientre de una mujer es un útero relajado."

"Los arquetipos de belleza occidentales no son tan inocentes como podíamos imaginar. Desde la más tierna infancia, las niñas juegan con muñecas que presentan un tipo de mujer extremadamente delgado. Una Barbie posiblemente tendría problemas de infertilidad al no tener suficiente índice de grasa corporal. Una delgadez extrema que nos déja exhaustas y desvitalizadas, lángidas y cansadas… débiles y sumisas. Muñecas infames que van moldeando la delicada percepción que sobre el propio cuerpo tienen las niñas desde la más tierna infancia."

"En cualquier paseo, los escaparates nos ofrecen maniquíes (en ocasiones sin cabeza) que nos interrogan desde el cristal: y tú, ¿eres como yo? En esta sociedad es imposible escapar al dominio absoluto de este modelo de mujer delgada, sin vientre, que se esfuerza en ser atractiva para los demás a pesar de sí misma, que se hace más pequeña, más fina, que se embellece con afeites y cosmética, que acude a la cirugía estética, que va a la moda, que compra y consume, que es pasiva/receptora y no activa/creadora de su propio modelo de ser…"

"¿Por qué querríamos renunciar a la fuente de placer que proporciona el útero relajado y el vientre? ¿Es una estrategia inconsciente (o no) del patriarcado para castrarnos aún más? ¿No será, al final, un elemento más de sometimiento? Lamentablemente, mi respuesta es que los modelos de ser mujer en una sociedad no nacen de la casualidad. Tienen una funcionalidad y en este caso, me parece que demasiado evidente. Romper el placer y la sensualidad en la mujer de forma que no goce demasiado, que se someta por falta de vigor y vitalidad, que luche contra su propia naturaleza para sentirse aceptada por terceros, es la demostración de las huellas del patriarcado en nuestro cuerpo de mujer." 

Espero que os haya gustado. He sido incapaz de poner el video directamente (pelín torpe que es una)

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...